Buscar

4 miradas distintas que enriquecen el trabajo de cualquier organización

Adriana Cárdenas

Ilustración de un grupo de personas

Escuchar a nuestras diferentes audiencias debería ser parte del ADN de cualquier organización. Si no damos voz a quienes están involucrados en nuestro proceso, ¿cómo podemos mejorar, avanzar o simplemente alcanzar los objetivos propuestos? Como organizaciones tenemos la ventaja y responsabilidad de involucrar a nuestra comunidad en el desarrollo y puesta en marcha de nuestros proyectos, ideas y propuestas.

Cada opinión importa ya que cada una brinda una perspectiva distinta que difícilmente podemos entender sino son sus propios protagonistas quienes se expresan y hacen parte activa de la solución.

¿Qué opiniones siempre deben importar? A tomar nota sobre la opinión de:

Los beneficiarios

En el mundo empresarial uno de los componentes más importantes es escuchar al cliente. Frases como “el cliente siempre tiene la razón” demuestran cuán importante es escuchar y aceptar su opinión. Sin entrar en el dilema si la frase es o no cierta. Lo cierto es que, en su momento, las empresas empezaron a entender que la satisfacción del cliente es y debe ser lo más importante. En el caso de las ONG, el escenario no debería ser distinto. La opinión y satisfacción del beneficiario, debe ser siempre lo más importante. Ahora, esta “satisfacción” dependerá en gran medida de las expectativas de nuestros usuarios, qué tan claro tienen lo que pueden esperar de nosotros y qué tanto nuestra misión u objetivo mejora o no realmente su realidad.

Existen muchos hábitos que como organización pueden no solo mejorar este grado de satisfacción, sino ayudarnos a ser mejores en el cumplimiento de nuestra misión:

  1. Dejando de asumir lo que necesitan. Las organizaciones somos aliadas, brindamos soporte, impulsamos el valor y empoderamos. No somos las protagonistas. Los beneficiarios conocen mejor que nadie su realidad por lo que ellos y ellas deben ser parte de la solución.
  2. Empoderando: la labor asistencialista del tercer sector está cambiando. El empoderamiento es clave para construir sociedades autónomas, dueñas de sus comunidades y dispuestas a continuar desarrollándose.
  3. Midiendo esfuerzos. El monitoreo de datos es necesario. Gracias a esta recolección de datos podemos medir qué tanto de los esfuerzos realizados han servido para mejorar la condición/situación que se busca solucionar.

Los voluntarios

Tus voluntarios son tu activo más valioso, están dispuestos a colaborar con tu causa sin ninguna retribución económica a cambio. Sin embargo, esto no significa que quieran estar en organizaciones en los que su punto de vista no se tenga en cuenta, y en donde su esfuerzo y tiempo no sea valorado. Incluye en tus procesos de gestión de voluntariado sus voces, aquello que es importante para ellos/as y su experiencia.

  1. Co-crea con tus voluntarios. Invítalos a ser parte de las sesiones de generación de ideas.
  2. Crea encuestas mensuales/trimetrales al culminar cualquier propuesta o proyecto. Esto ayuda a evaluar el antes (estrategia), durante (proceso) y el resultado. No olvides que ninguna encuesta es útil hasta que se utilizan sus resultados.
  3. En lo posible, gestiona reuniones, actividades o encuentros de convivencia que les permitan interactuar con otros voluntarios, intercambiar ideas, y sentirse parte de una comunidad de personas generadores de impacto.

Los colaboradores

Los miembros de tu equipo tienen interesantes puntos de vista sobre el ambiente que trabajan, además de tener una importante perspectiva sobre cómo los objetivos, misión y estrategias propuestas se reflejan o no en el trabajo diario. Para obtener opiniones reales, es necesario que en muchas instancias este aporte sea anónimo. Escuchar la opinión de nuestros colaboradores trae bastantes ventajas:

  1. Según un importante estudio de CEP, utilizar la opinión de los colaboradores internos y externos mejora el trabajo de las organizaciones. El estudio también revela que entre mayor sea el empoderamiento interno, mejor será la percepción de los donantes en relación a la claridad y consistencia entre los objetivos y las estrategias.
  2. Motiva a los empleadores a desarrollar mejor su trabajo al sentir que su lugar en la organización es valioso.
  3. Retener talento es clave y al darles voz y voto, se genera una mayor conexión empleado – empleador. Además de que es una excelente herramienta para conocer qué los mueve y motiva.

Los donantes

¿Qué los motiva a colaborar con tu organización? posiblemente mucho más que su causa. Solo en nuestro directorio existen más de 5.000 organizaciones que trabajan en problemáticas como la pobreza. Para cada problemática, lo más probable es que ya existan otras organizaciones trabajando en el tema, entonces, ¿por qué decidir colaborar con tu organización y no con otra? Muchas son las razones que llevan a un donante a preferir una organización sobre otra, por lo que contar con su punto de vista es vital para no solo mantener su ayuda sino atraer nueva.

  1. Sé agradecido. Cada vez que una persona done a tu organización, da las gracias y pregúntales qué los motivó, más allá de solo hacer la pregunta usual, “cómo escuchaste de nosotros”.
  2. Construye tu base de donantes y pregúntales por su opinión a menudo, dependiendo de la etapa en el proceso que se encuentren (primer donante, donante recurrente, inactivo, etc). Su opinión es clave para analizar qué pasos y estrategias cambiar o mejorar.

Para ver las cosas desde diferentes ángulos es necesario dar voz a todos y cada uno de los ángulos y personas que de diferentes maneras influencian el trabajo y alcance de la misión de la organización. Como organización: ¿Qué tanto escuchas a tu audiencia?

_____

Este es un contenido Copyleft (ↄ). Puedes reproducir este y cualquier otro contenido de nuestro blog y compartirlo en diferentes soportes (online, papel, etc.) siempre y cuando cites la fuente, con el enlace a la página principal del propio blog de Idealistas.

Adriana Cárdenas

Desde mi trabajo como voluntaria ayudo a personas que no tienen acceso al sistema de salud en Nueva York traduciendo de inglés a español y vice versa eventos de salud gratuitos y gestionando actividades de divulgación. A su vez, coordino los medios sociales de la organización a la que sirvo.