Buscar

¡Hey tú! ¿Y si somos más amables?

Adriana Cárdenas

Un perro cool con anteojos oscuros, corbata y guantes negros

Comunidades en red como FacebookLinkedIn y Twitter están acortando la distancia entre miles de personas de todo el mundo. Si eres como yo, trabajas mucho en tu computadora y te mantienes al día en diferentes redes sociales, entonces estás interactuando a diario con personas de todo el mundo.

Hay muchas probabilidades de que estés relacionándote incluso más a menudo con tus conexiones de Internet que con las personas que viven a tu alrededor. Una razón es porque las redes sociales están diseñadas para conectar individuos basándose en su afinidad en lugar de su ubicación geográfica. Por primera vez, podemos hacer amistades basadas exclusivamente en los intereses y aspectos en común sin la proximidad como un requisito previo. ¡Espectacular! ¿No les parece?

Pero aquí hay una idea aún más interesante sobre este cambio: a medida que nuestra interacción con diferentes personas se expande, nuestras definiciones de “vecino” y “comunidad” se expanden también.

Sabemos que las personas que viven en pequeñas ciudades son conocidas por su hospitalidad. Podemos pensar que gran parte de su amabilidad se deriva del saber que inevitablemente se encontrarán con las mismas personas una y otra vez. Por otro lado, ciudades más grandes la alta densidad de población garantizan hasta cierto punto el interactuar con nuevas personas diariamente. Es por ello que muchos son propensos a tomar mayores riesgos sociales y a ser groseros, quizás porque creemos que no habrá consecuencias. Sin embargo, esto está cambiando.

En el mundo actual, es muy probable que hayas interactuado en las redes sociales con muchos de los “extraños” que ves en la calle. Y es aún más probable que vayas a interactuar con más de ellos en este tipo de plataformas en el futuro.

Entonces, ¿cuál es el curso de acción apropiado a seguir? Se llama amabilidad.

Sé más amable de lo necesario con todos los que conoces en el supermercado, el café, el parque o la parada de autobús. Está claro que la amabilidad es la mejor actitud para socializar, no importa dónde te encuentres, (a pesar de que estemos condicionados en cierto modo a no serlo), recuerda que quizás no te tropieces con la misma persona en el mismo espacio físico dos veces, pero es muy probable que vuelvas a conectar con ella en la esfera digital.

Esta entrada es una traducción y adaptación del texto original en inglés escrito por Jennifer Prod y publicado en nuestro blog en inglés Idealists in Action. Para leer el artículo original haz clic aquí.

____

Este es un contenido Copyleft (ↄ). Puedes reproducir este y cualquier otro contenido de nuestro blog y compartirlo en diferentes soportes (online, papel, etc.) siempre y cuando cites la fuente, con el enlace a la página principal del propio blog de Idealistas.

Adriana Cárdenas

Desde mi trabajo como voluntaria ayudo a personas que no tienen acceso al sistema de salud en Nueva York traduciendo de inglés a español y vice versa eventos de salud gratuitos y gestionando actividades de divulgación. A su vez, coordino los medios sociales de la organización a la que sirvo.